Pazo de Vilane celebra el Día de Galicia

 

«Só a lembranza de onde veño, me axuda a saber cara onde vou.»

Rosalía de Castro

Nuestra tierra, nuestro origen y nuestro futuro. Cada 25 de julio nos ponemos nuestras mejores galas para celebrar su día grande: el día de Galicia. La elección del día viene dada porque en esta fecha es la festividad del apóstol Santiago que, como todos vosotros sabéis, está tan vinculado con nuestra comunidad. 

Este día es muy importante para todos los que formamos parte de Pazo de Vilane ya que es el momento perfecto para reflexionar y poner en valor todo lo que tenemos y lo que hemos conseguido durante este recorrido vital. Se trata de poner en valor el aprovechamiento de los recursos naturales que la tierra nos da pero también de poner el foco en el cuidado del patrimonio del pazo. Porque sin Galicia, nosotros no seríamos

Los orígenes de la celebración

La celebración del 25 de julio como el Día de Galicia es oficial a nivel institucional desde el año 1979. Ese año se publicó la orden en el DOG (Diario Oficial de Galicia) por parte de la Xunta de Galicia, máxima autoridad competente en la comunidad autónoma. Pero lo cierto es que esta celebración se venía conmemorando desde muchas décadas antes.  En el año 1919 se reúne la asamblea de las Irmandades de Fala en Santiago y deciden establecer el Día da Patria Galega el 25 de julio del año siguiente. Pero lo cierto es que no es hasta mediados de los años 20 cuando la conmemoración se extiende por Galicia y, como no, por los numerosos centros de emigración que existían por todo el mundo. Pero con la llegada de las dictaduras de Primo de Rivera y de Franco se interrumpe la fiesta.

Curiosamente, durante el franquismo se impuso el 25 de julio como día festivo para conmemorar el Día del Patrón de España. En esta época, la celebración del Día de Galicia fue sobreviviendo a través de pequeños actos celebrados en la clandestinidad por partidos y asociaciones galleguistas o disfrazados como pequeñas reuniones de carácter cultural o religioso. 

En la década de los 70 aumentaron las actos reivindicativos que, frecuentemente, acababan con enfrentamientos entre manifestantes y policía. Con la transición se empieza a normalizar la situación, con el gobierno preautonómico gallego de 1978 impulsando la designación del 25 de julio como Día Nacional de Galicia. Desde entonces y hasta la actualidad se ha convertido en un día de festejo para todos los gallegos, que se conmemora con fiestas populares, manifestaciones, actos simbólicos o celebraciones religiosas.

Pazo de Vilane y Galicia

Cuando decidimos volver a Pazo de Vilane lo hicimos pensando en devolverle su esplendor al pazo familiar y en convertirse en activadores de la zona, convirtiéndolo en centro de empleo y de arraigo para la comarca . Nuestro proyecto siempre ha tenido muy presente a Galicia en cada uno de los pasos que hemos dado a lo largo de estos años. La vida en A Ulloa nos permite disfrutar del entorno rural además de tener pastos frescos y tiernos para nuestras gallinitas durante todo el año gracias al clima único gallego. Y eso se nota en nuestros huevos camperos.

También hemos desarrollado diversas iniciativas con las que queremos ayudar a dinamizar la comarca. Por ejemplo, con 1 idea, 1 árbol buscamos recuperar el bosque gallego y plantamos un árbol de especie autóctona por cada idea que recibimos para reutilizar nuestra caja de la gallinita. También estamos restaurando las distintas estructuras que forman parte de Pazo de Vilane para darles nuevos usos, por ejemplo, la palleira o la cuadra

Así, cuando celebramos la Jornada de Puertas Abiertas o los Concertos no Pazo , todos los visitantes que llegan a Pazo de Vilane (algunos desde diferentes puntos de la geografía española) pueden ver de cerca este patrimonio arquitectónico recuperado al mismo tiempo que revitalizan la comarca con su estancia en la zona. Porque en Pazo de Vilane sentimos Galicia, somos parte de ella y, tanto en este 25 de julio como en todos los días del año, queremos devolverle el amor que ella nos da. 

¡Feliz Día de Galicia!