Tostas con huevos camperos escalfados y erizos

Te traemos una receta donde los erizos y los huevos camperos combinan de maravilla para que disfrutes de una tosta espectacular. Y muy fácil de preparar.

15 minutos 4 comensales

Te traemos una receta donde los erizos y los huevos camperos combinan de maravilla para que disfrutes de una tosta espectacular. Y muy fácil de preparar.

Entre enero y marzo es temporada de erizos de mar, por eso hemos dejado volar la imaginación hasta dar con esta receta única y que, además, es una pura delicia: tostas de erizo con huevos camperos escalfados.

Podrían estar en la carta de cualquier restaurante Michelin, pero las tendrás en tu mesa (para quedar como un chef top) en cuanto les dediques 15 minutos. Garantizado: tu público caerá rendido cuando las prueben.

Ingredientes

  • 4 huevos camperos
  • 4 rodajas de pan de masa madre.
  • 4 erizos de mar frescos (pueden ser de lata).
  • 20-30 gr de mantequilla

Elaboración

  1. Tuesta las rodajas de pan.
  2. Mientras, pon agua a hervir para preparar los huevos camperos escalfados. Puedes echarle un chorrito de vinagre (opcional).
  3. Abre los erizos, ve extrayendo la carne y apártala.
  4. Unta las tostas de pan con una fina capa de mantequilla de calidad.
  5. Cuando hierva el agua, forma un remolino con la ayuda de un cucharón. Remueve de vez en cuando para mantener la inercia.
  6. Casca los huevos en un recipiente, y échalos sobre el remolino, de uno en uno, y con cuidado.
  7. Ve emplatando las tostas; una o dos por comensal. Coloca un huevo (bien escurrido) y unas yemas de carne de erizo por encima. No es necesario salar.
  8. Sirve las tostas con los huevos camperos todavía templados.