Descubriendo a las gallinas: gallina serama, posiblemente, la más pequeña del mundo

Desde Pazo de Vilane te presentamos esta curiosa gallina originaria de Malasia y considerada la más pequeña del mundo: la gallina serama.

Gallina serama

 

Si pensabas que lo habías visto todo en cuestión de gallinas, estamos dispuestos a ponerte a prueba. Desde Pazo de Vilane te presentamos esta curiosa gallina originaria de Malasia y considerada la más pequeña del mundo: la gallina serama. 

¿Qué aspecto y características físicas tiene la gallina serama?

He aquí la verdadera originalidad y valor de la gallina serama: tiene todo el aspecto de una gallina convencional, salvo que es del tamaño de una paloma o una codorniz. De hecho, se puede tomar fácilmente en la palma de una mano. ¡Son realmente pequeñas!

Su postura corporal es muy curiosa, como en constante estado de alerta. Son estiradas y majestuosas, como si quisieran decir: “ojo, somos chiquitas… ¡Pero matonas!”. Presentan cabeza muy erguida, casi mirando al cielo (hasta el punto de que puede llegar a tocar las plumas de la cola) y alas rígidas. El pecho es prominente, muy pronunciado, especialmente en los gallos. Esta postura tan típica de las serama ha dado lugar a que mucha gente las apode como “gallinas soldado”.  

La cresta, bien roja, es también muy particular. Suele presentar unos llamativos picos o sierras pronunciados y llamativos, de gran uniformidad (salvo que el ejemplar presente algún defecto). 

La gallina serama, según la categoría a la que pertenezca, puede presentar tres tipos de plumas: lisa, rizada y sedosa. Sin embargo, no existe un colorido típico y establecido, como ocurre con otras razas. 

Como decíamos anteriormente, al existir tres categorías en la gallina serama, el peso puede oscilar entre los 300 y 400 g de la hembra y los 350 y 450 del macho. Algunos ejemplares, los menos, pueden rondar los 500 g, aunque es raro que superen este peso. 

Miden entre 15 y 25 cm, aproximadamente. Es especialmente llamativo comparar un gallo de una raza ponedora convencional con un gallo de la raza serama. Y es que estos “gallitos” llegan a ser hasta 5 veces más pequeños. 

Origen de la gallina serama

Es una raza procedente de Malasia, producto de varios cruces y relativamente reciente –se cree que los primeros ejemplares se consiguieron en 1970-. 

La gallina serama es muy apreciada en este país asiático, pero no por el valor de su carne o sus huevos, que son escasos, sino como competidora en concursos de pureza de raza. 

Como es muy valiosa –en el mercado malayo se llegan a alcanzar los 2.500 euros por ejemplar- no tiene tanta importancia el que no sea muy ponedora. En España su precio ronda los 50 euros, siempre y cuando no presente ningún defecto (en la cresta, en sus extremidades o alas…); en tal caso bajaría algo su cotización.  

Cría y alimentación: una gallina delicada

Las gallinas seramas no son muy fértiles ni grandes ponedoras, tan sólo suelen poner unos 5-7 huevos al mes. Los huevos son también pequeños, como en buena lógica corresponde al tamaño del animal. Un huevo de gallina serama puede pesar unos 25 g, peso muy inferior a la horquilla de 53-73 g de los huevos grandes y medianos que comercializamos en Pazo de Vilane, por ejemplo. 

La incubación suele ser complicada, así como la cría de los ejemplares recién nacidos. Los embriones se malogran muchas veces dentro del cascarón; además, una vez nacen los polluelos serama, no es sencillo que todos salgan adelante. 

El período de incubación es algo inferior (unos dos días) al de las gallinas ponedoras. De media, los huevos de gallina serama tardan unos 19-20 días en ser incubados, dependiendo una vez más de las tres categorías (y correspondientes tamaños) de la raza. 

Por otro lado, el granjero debe ser muy cuidadoso con la alimentación de estas gallinitas. Así, no toleran bien el tradicional pienso prensado o en forma de pellets que suelen comer con gusto las gallinas camperas. Por ello, es imprescindible para su buena cría el que se les proporcione alimento desmigado o machacado, de reducido calibre, para que sea tolerado por su molleja.  

Ahora bien, su carácter tranquilo y amigable, nada agresivo, compensa la delicadeza de su crianza, por lo que ha provocado que en los últimos años se haya popularizado su adopción como mascota o ave doméstica. A la gallina serama le encanta el contacto humano, por eso es ideal para familias con niños o como animal ornamental para un jardín. 

Además, como el canto de sus machos es mucho más bajo que el de otras razas se ha popularizado mucho entre aquellos que prefieren prolongar el sueño más allá de la madrugada. 

Fuentes: 

RTVE

Animal Lives

¿Te ha interesado esta noticia? ¡Suscríbete a nuestro boletín y recibirás gratis un libro digital!

Suscríbete a nuestro boletín de noticias
Mantente informado de todo lo que pasa en Pazo de Vilane y disfruta de nuestras actividades, sorteos, premios...
Información básica 1ª CAPA sobre Protección de Datos: Responsable: Pazo de Vilane | Finalidad: Contestar a las solicitudes de información del interesado, establecimiento o mantenimiento de Relaciones Comerciales y posiblemente para el envío de publicidad Finalidad: Contestar a las solicitudes de información del interesado, establecimiento o mantenimiento de Relaciones Comerciales y posiblemente para el envío de publicidad. | Legitimación: Consentimiento del interesado e interés legítimo en el desarrollo de la relación comercial | Destinatarios: No se cede la información | Derechos: Acceso, rectificación, supresión, limitación, oposición y portabilidad | Información adicional: Política de privacidad